Smartphones: tan útiles como peligrosos

Un título muy original para una entrada sobre un tema también muy original. Sarcasmo, por supuesto. Hoy voy a hablar (o escribir, vaya) acerca de los smartphones.

El "smartphone", traducido literalmente, nos indica su peligrosidad: "teléfono inteligente". ¿Lo peligroso? Que el teléfono será inteligente, pero el 90% de sus usuarios no. Eso es así, la gente se pone a usarlos sin tener ni idea.

Ya al margen del asunto de privacidad, seguridad, etc. (que son temas que a la gente tiende a traerles sin cuidado), está el problema de la gente que vive enganchada a estas tecnologías.

Por enganchado no me refiero a ir todo el día con el teléfono, y sacarlo cada cinco minutos. Todos tenemos algún hobby, hay gente que hace eso con los libros, la música... los realmente enganchados son los que cada media hora lo guardan. Gente no se despega ni en el retrete (olvidadas quedan las etiquetas de los geles...).

Y lo peor, un caso (de muchos, sin duda) extremo:

ADV original aquí
Me he quedado a cuadros... al darme cuenta de que, por mucho que me cabree una situación así, no me sorprende. Dudo entre si habría que darle una ostia a la chica en cuestión... o a los padres por no haberla puesto en vereda en su momento. Sí, porque la tontería no es de ahora, pero los aparatos ayudan a que se acentúe.

Esto ya es un asunto de enfermedad. No me sorprendería (si es que no las hay ya, porque en verano desconecto -o eso procuro- de todo) que en un futuro no muy lejano esta gente empiece a ir a un nuevo tipo de psicólogos o psiquiatras.

Muy mal puede (va) a terminar esto, me temo. Como las drogas... "estás mucho tiempo con el tel..." "Tranquiiii... que yo controlo..." Hay gente que teme el apocalipsis zombi... pues en ese estado se encuentra mucha gente con el telefonito.

Yo, aún con lo que me gusta ver los avances que acemos en estos cacharros, tengo claro que prefiero la comunicación física (léase, cara a cara) que por otros medios, salvo cuando no hay más cojones.

Comentarios