Machismo


Apología del machismo, Machismo en la sociedad actual, Que ya no hay machismo es una falacia... Eran tantos los posibles títulos para el post de hoy...que he decidido dejarlo en el concepto más básico. Es algo que vengo observando. No se si el movimiento feminista no ha hecho su lucha por la igualdad de la forma debida, o es que tras ellas van los machistas cargándose lo sembrado. No me cabe en la cabeza que sigamos a este nivel en pleno siglo XXI.

Pero me estoy dando cuenta de que el machismo (acompañado de muchas ideas conservadoras) está recuperando fuerzas. Aquí se divide la opinión entre los que me llaman "obvio" y los que me llaman "falaz". Pero yo sigo a lo mio, estamos en una maldita sociedad de machismo, porque parece una enfermedad genética: en línea descendiente, quien se haya criado en un hogar machista adquirirá las mismas costumbres, si no se detiene a tiempo.

Los primeros ejemplos de machismo los tenemos en la música. Y no lo digo sólo por ese género denominado reguetón, que es un insulto por partida doble, tanto por ser insufrible y un ataque al buen sentido del gusto, como por esa insistencia en convertir a las mujeres en objetos sexuales. El mundo de la música se ha vuelto machista en el tema de los videoclips. De las raras veces en las que pillo un videoclip haciendo zaping por la televisión, he visto videoclips recientes. Y al verlo, fue como pensar... "ahora es cuando ella se despelota, aparece un macho, y se lo montan ahí". Esa manía de poner siempre a la mujer en plan "vamos a satisfacerte, macho alfa", que rozan el género de las películas porno... ¿es necesario, en serio?

Antes no era necesario ir "enseñando cacho". Pero ahora... dicen que es "derecho a vestir como quieren", pero en realidad lo veo más bien como una obligación de la sociedad prácticamente, porque ahora a la que se mira mal es a la que viste "normal". Y eso se aplica al día a día, a los videoclips de música, o a cualquier cosa que se nos ocurra.

Recientemente se ha viralizado el libro "After", de una escritora estadounidense. La típica historia "chica normal y ordenada cuya vida se vuelve un caos al entrar en la uni y conocer al chico malo de turno" (las mujeres se fijan lo primero en el interior y para los hombres el físico no lo es todo: dos grandes mentiras). Y hasta ahí puedo decir "Po vale. No me lo voy a leer". Pero está siendo un boom adolescente, y como me pilla cerca alguien de esa edad, debía informarme para saber qué clase de literatura se tiene ahora entre manos. Echando un vistazo por san Google busco reseñas... parecía que todos los que lo habían leído, pese a que no les gustara, les había enganchado. Así que decidí leer por comentarios, ya que había visto que "la protagonista y el chico en cuestión tenían una relación tormentosa".

¿Qué clase de tormentosa? Bastó leer los comentarios: él es malo con ella y ella se enamora más. ¡Con dos pelotas! Es decir, a los adolescentes.... corrijo eso: a las adolescentes les está gustando un libro que trata de una relación tóxica en la que él se porta mal con la chica, que repercute en que ella se hace más dependiente de él. Acojonante. Doloroso. Incluso podemos olvidarnos del libro, pues no se si la definición es acertada o no (me parece infumable y no voy a comprobarlo personalmente). Hablo de ese tipo de aspiraciones. Que las chicas estén buscando un hombre que las someta (porque no hay otra palabra para definirlo) me parece denigrante.

De base porque ahí se parte de la idea de que toda mujer necesita un hombre. ¿Cómo? Eso es más antiguo que el andar. Siempre contando historias en las que las mujeres dependen de tener un hombre. Es que me suena hasta homófobo, discrimina a las parejas del mismo sexo. Es flipante. Y aún más, tanto si en el libro es así como si no, ese tipo de relaciones existen. Hay chicas que creen que el novio las debe castigar si se "portan mal". Que terminan (como vi escrito, muy acertadmente) como si ese tío fuera una droga. Y hay que recordar que las drogas no son buenas: si no se detiene a tiempo, te destrozan la vida. Sigue habiendo asesinatos pos violencia de género.

Esos temas hay que tratarlos. Desde ya, desde la base. Desde pequeños. Con lenguaje que puedan entender, pero tratarlos. Libros como ese pueden estar "bien" para alguien con la suficiente madurez para entenderlo y juzgarlo. Pero ¿una chavala promedio de 13 ó 14 años va a hacer eso? ¿O es más probable que busque algo así? Porque no hay duda de que estará idealizado, en plan "eso es lo bueno". Yo, que en su día pensé que la idea de hacer cuentos de "princesas modernas" (que ellas salvaran al príncipe y se fueran en moto a recorrer el mundo) era algo innecesario, hoy me estoy planteando escribir alguna narración por el estilo, porque la cosa está peor de lo que pensaba.


Me pone enfermo todo esto. Pensaba que habríamos tenido bastante con que "Cásate y sé sumisa" habríamos llegado al punto cúlmine, pero me equivocaba. Hay mucho camino que recorrer todavía, y hay que hacerlo antes de que empecemos a desandar lo andado.

Comentarios

  1. El mismo tipo de historia es "A 3 metros sobre el cielo" y su continuación: cuanto peor es él, más enamorada esta ella. Lo mismo pasa con otras atrocidades como la trilogía de Gray o Crepúsculo.
    El machismo no es solo que la mujer enseñe cacha, es también que este relegada al ámbito doméstico como una especie de criada que debe mantener el hogar limpio y la comida preparada para cuando el hombre vuelva... o simplemente que aparezca como un bonito adorno que el chico/hombre va a lucir.
    Lo peor de todo es que muchas veces las mujeres son las que más machismo demuestra, no voy a hablar de nuestra querida Marilo, pero sagas como Crepúsculo, Gray, The Iron Fey entre otras son un ejemplo de ello y lo más escandaloso es que estas obras van dirigidas a adolescentes que terminan pensando que sin su hombre (ese que les pega o las abandona porque sí) no son nada.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ahí está el problema realmente. Bueno, y en tantos sitios que hay que luchar en demasiados frentes. Y Mariló... es para darle de comer aparte.

      Eliminar

Publicar un comentario

Comenta, opina, lee otros comentarios y líala parda...